Economiteca » Marketing » ¿Qué es el marketing relacional?

¿Qué es el marketing relacional?


En el mundo del marketing hay un montón de maneras novedosas y distintas de hacer las cosas, usando todos los recursos que se tienen al alcance y llegando hasta el público para ofrecer la respuesta a sus demandas. Hoy le damos un repaso a lo que es el marketing relacional, sus características y todas las ventajas que le puede proveer a una marca o negocio. Tal vez después de leer esta artículo te des cuenta de que puede ser justo lo que estás buscando. ¡No te lo vayas a perder!

relacional

¿En qué consiste el marketing relacional?

Se le llama así a una estrategia que, tal y como su nombre lo indica, se basa en las relaciones, más que nada con las áreas de calidad y servicio al cliente. Esto quiere decir que implementa más que nada, la participación del consumidor para la mejora de sus productos y servicios, algo que se ha vuelto de vital importancia en cualquier negocio o empresa.

Una definición más concreta sería la que puedes ver enseguida:

  • El marketing relacional es aquel capaz de identificar, establecer, prolongar y hasta reforzar las relaciones que tiene una compañía con su clientela. Esto muchas veces también inclute cortar las mismas, siempre y cuando sea absolutamente necesario.

¿Cuáles son las características del marketing relacional?

Este tipo de marketing se destaca por contener las siguientes características:

  • Integración de la estrategia con servicio al cliente y calidad del producto o servicio. Las tres partes dependen la una de la otra y ninguna puede funcionar de manera efectiva, si alguna observa errores que se pueden enmendar.
  • Búsqueda del cumplimiento de objetivos de las partes participantes por igual. Tanto la compañía como el cliente deben quedar satisfechos, de una manera que resulte rentable para la primera y útil para la segunda.
  • Constante retroalimentación de parte del consumidor. Se considera a los clientes una parte esencial dentro de método, ya que en sus opiniones puede estar la clave para acertar o no con una campaña.
  • Crea relaciones a largo plazo. No basta con darle la razón una vez al cliente, sino que se busca fidelizarlo a largo plazo para obtener un lugar fijo dentro del mercado.

¿Qué se requiere en una campaña de marketing relacional?

Según opiniones expertas, hay tres claves principales que definen cualquier campaña en donde se aplique esta estrategia.

  1. La identificación de la clientela. Es necesario saber a que clase de cliente te estás dirigiendo para clasificar en grupos, pues de esta manera es mucho más sencillo desarrollar nuevos productos y servicios. En el mercado, hay diferentes nichos a los que te puedes enfocar dependiendo de lo que vayas a vender.
  2. La segmentación de la clientela. Una vez que as identificado a tus consumidores, será momentos de separarlos en distintas clasificaciones. La manera inicial de hacerlo es tomando en cuenta otras tres características que aluden al hábito de comprar en sí: la frecuencia con la que se efectua las compras, la cantidad que se suele gastar y la fecha de la última transacción.
  3. La interacción con la clientela. Más que nada para volver a clasificarla tomando en cuenta la rentabilidad que aportan. Hay que recordar que no todas las personas gastan lo mismo, ni con la misma frecuencia. En base a esto, incluso se pueden adaptar nuevos precios y planes de venta, para optimizar las conversiones al máximo.

¿Qué ventajas podemos obtener con el marketing relacional?

Por supuesto y después de tanta planeación como se ha mencionado en los puntos anteriores, no hay que olvidar que el marketing relacional también cuenta con sus beneficios. Los más destacables son los que están enseguida.

  • Conocimiento de tus clientes. Siempre es mejor saber a quien te estás dirigiendo y como puedes cubrir las demandas o necesidades de un grupo en específico. No todos quieren ni buscan lo mismo. Hay muchos nichos de mercado que puedes atacar con éxito e incluso con poca competencia, si sabes identificar bien a quienes se encuentran en ellos.
  • Pautas para mejorar tu empresa. Las obtienes directamente de tus consumidores y eso es algo bueno, porque es un modo directo de darte cuenta de los errores que estás cometiendo y de aquello que debes mantener para seguir satisfaciéndolos. Lo mejor es que hoy en día, herramientas como las redes sociales facilitan en mucho esta tarea.
  • Puntos positivos para tu reputación. La atención al cliente dentro de cualquier compañía es crucial, no solo para las ventas sino también para la reputación que una marca se va creando dentro del mercado. Incluso si cometes una equivocación, una rápida respuesta para el consumidor te puede dejar bien parado en comparación con la competencia.
  • Bien aplicado, te garantiza la fidelización de las personas y la adición de nuevos consumidores. Cuando uno se fideliza con un producto o servicio en particular, convirtiéndolo en parte de su estilo de vida; puedo transformarlo de manera automática en un objeto de prestigio que llamará la atención de los demás. Toma como ejemplo un establecimiento como Starbucks o artículos de las grandes casas de moda y belleza.
  • Innovación en la calidad de tu empresa. El marketing relacional muchas veces es la clave para obtener nuevas ideas y crecer como empresario.

¿Qué te ha parecido el artículo del día de hoy? Si te gustó, por favor no dejes de dejar tu comentario y recuerda volver a visitar muy pronto Economiteca, donde siempre tendremos la mejor información del mundo del marketing lista para ti.


Crecemos gracias a ti, comparte :)



Antes de irte, déjanos tu opinión :)

comments powered by Disqus